lunes, 25 de junio de 2007

Rafael Auraleon


Rafel Auraleón empieza su carrera profesional en los años 60 de la mano de Toutain. Fué por tanto uno más de la pléyade de profesionales que trabajaban a través de Agencia -Selecciones Ilustradas , básicamente- para publicaciones de todo el mundo.
Trabajos de sindicación que tocaban todo tipo de temas, según las modas del mercado de cada pais: guerra, western, aventuras, ciencia ficción, romance...
Auraleon realizó muchísimas historias sin personaje fijo, pero hay al menos uno en aquella primera epoca profesional que tuvo cierta continuidad: Nosy Parker, un personaje western que se publicó en las revistas de Editorial Novaro entre otras.
Dibujó tambien, cómo no, las sempiternas historias de guerra para inglaterra, el mayor mercado para nuestros dibujantes en los años 60.
Con deseo de abandonar estos trabajos repetitivos y opacos realizó algunas historias de aventuras donde ya destaca su gusto por los contrastes en el dibujo de sus páginas, una de estas, El ultimo Mohicano, muestra ya los rasgos y el estilo con que inició sus trabajos para la Warren poco despues.
En efecto, a principios de los 70 comenzo a colaborar con las revistas Warren, donde fue uno de los dibujantes mas apreciados y por tanto prolificos, estando presente sus historias hasta el final de estas publicaciones. Sus historias mejores fueron
las del primer ciclo y más adelante quizá el personaje de Phanta, una mujer pantera, le animo a entregar unos trabajos bastante meritorios. Como a casi todo dibujante de
producción masiva, la ilusión de trabajar en un personaje propio le procuraba más emoción y gusto por el trabajo que seguir repitiendo los mismos esquemas una y otra vez en historias cortas de lo más irregular.
Auraleón realizó en paralelo un buen trabajo como ilustrador, encargos que seguramente le reportaban más satisfacción que las historietas, por el gusto con que mezclaba esas elegantes composiciones de figuras y fondos, típicas también de otros autores, pero en su caso marcadas por un dramatismo de contrastes en rostros y expresiones que le daban un carácter singular.

Sus posters para la revista Vampus y las ilustraciones del libro Vampiros, de editorial Sudamericana, eran un trabajo sin duda a su medida.
A pesar de la cantidad de historias realizadas para la Warren, no tuvo la suerte que si tuvieron otros como González, Maroto, Ortiz, etc, de ver reconocido su trabajo con los premios que regularmente entregaban estas revistas, algo endogámicos pero que servían de acicate para estos hombres que además de ganarse la vida con su trabajo, quieren ver reconocido su arte entre el gran público.
Su estilo fue variando a lo largo de casi una década en que trabajó en este tipo de historias , las primeras, con tratamiento de blanco y negro puros, dieron paso a otras, con aguadas, raspados y un aspecto delicado pero sin perder el trasfondo siniestro que debian tener.

Poco a poco fue notando el cansancio y hastío que le producia este trabajo y harto de unos guiones facilones y repetitivos sin la chispa que caracterizaba los primeros tiempos, intentó producir algunas historias más personales, de tipo fantástico, con un humor surrealista para las revistas de Toutain, pero tampoco cuajaron aparentemente entre el publico. Una pena, realmente, quizá era ya un poco tarde para estos intentos de tipo fantastico y surrealista, espacio ocupado por algún otro autor y con unos temas bastante agotados en general.
En resumen, otro caso más de un buen dibujante exprimido por la raquitica industria patria que no supo o no pudo escapar de la cadena de produccion masiva que era el mercado de historietas en esos años.

8 comentarios:

gantry dijo...

Gran y necesaria entrada, amigo Manuel.
Auraleon, aún siendo, creo un autor algo irregular, tiene trabajos sencillamente maravillosos.
Entre ellos, una historia de la etapa Warren de la que pronto daré cuenta en el bloc de notas. Viñetas antológicas, señores, con algo de la elegancia de Toppi como feliz influencia.
Aprovecho pare darte las gracias, Manuel, por esos regalos que nos haces, con esos dibujos extraordinarios de Víctor que nos colocas tan a menudo.
Gracias mil!
Yo espero dar (al fin!) nueva entrada en el blog de Víctor en breve!

Manuel Deskartes dijo...

Adelante con nuevas entradas, Gantry, aún queda mucho Victor por mostrar; ando yo ahora, en cambio, recopilando datos para una sobre Maroto "el controvertido", y no quiero ser malo...

Dionisio Platel dijo...

Maroto también tiene sus cosicas buenas. No hay que menospreciarlo por norma.

Bravo Auraleón, creo que tuvo un fin trágico ¿Sabes algo?

gantry dijo...

Tengo entendido que se uicidó, ¿no?
Pero ignoro si sufría depresiones o cosas así.
Manuel nos dirá.

Manuel Deskartes dijo...

Pues tengo entendido que si, se suicidó; al parecer tenia un carácter depresivo y él mismo reconoce en entrevistas haber estado bastante tiempo en tratamiento, encima menciona con humor que su terapeuta le recomienda no dibujar monstruos ni vampiros, ni esas cosas.
Ojalá pudiera contactar con algun familiar o con alguien que le conociese bien, pues me parece un tipo interesante, pero al parecer era muy introvertido y difícil.

Manuel Deskartes dijo...

Dionisio, lo de Maroto no es menosprecio, claro que tiene cosas buenas, si no, no me molestaba, es una pequeña broma que trataré de ampliar intentando ser objetivo, aunque será difícil, precisamente porque también fué uno de mis dibujantes favoritos durante mucho tiempo.

prades dijo...

Un gran narrador que consiguía maravillas con un tarro de tinta y un calcetín.

Anónimo dijo...

In Brazil, Auraleon had many readers who liked his peculiar style, myself included!
Stephan, from Brazil