jueves, 26 de julio de 2007

Ventura & Nieto II. El Papus.

Alrededor de 1973 y habiendo trabado amistad con Carlos Gimenez, Luis García y Usero, Ventura y Nieto deciden trasladarse a Barcelona y enseguida comienzan a trabajar para la revista satírica El Papus donde ya colaboran todos ellos, allí realizan 2 páginas semanales, además de ilustraciones y caricaturas para esta y otras revistas del mismo sello. Un buen montón de pequeñas perlas donde Ventura y Nieto saltan de unos temas a otros con total libertad y deja claro el dicho de que no hay obra pequeña, sino autores mediocres.

Se divierten. Eso está claro y es algo importante, el dibujo cambia, Ventura utiliza lapiz, pluma, carbon, aguadas. Hace lo que quiere y todo bien. Se permiten utilizar antiguos personajes suyos (la viejecita) y de otros. Todo vale. Están en un gran momento. Vemos como Ventura, aunque ya consolidado en su calidad de autor y con un estilo propio, admira profundamente a los grandes historietistas satíricos americanos, sobre todo a los dibujantes de la revista Mad, donde realmente les gustaría publicar, y en concreto a Mort Drucker. De esa admiración y del profundo estudio que hacen de este y otros autores similares nacen esas viñetas abigarradas de información y personajes, caricaturas y gags. Muy pocos historietistas han creado tanto arte en tan poco espacio.






4 comentarios:

prades dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
prades dijo...

Ahora que está de actualidad el secuestro de el Jueves es bueno recordar que era algo habitual en la época de transición (Star por ejemplo también lo sufrió). Por desgracia los del Papus sufrieron un atentado de paquete bomba (fue un grupo terrorista de ultraderecha) que mató al conserje cuando iba a llevarlo a la redacción.

Manuel Deskartes dijo...

Efectivamente, el comic, como cualquier otro medio de comunicación, no es inocente, o no debe serlo, y la libertad de expresión a algunos no acaba de gustarle.

ruben garrido dijo...

Con Ventura y Nieto me pasa como con Palacios. Opino que lo mejor de estos dos caballeretes es lo que publicaron en TRINCA: Es que van como locos y Maremagnun. Qué sinceridad, qué naturalidad. Claramente eran pop con sus continuas referencias al cine, a la historieta, a la música; con su alegría de vivir (que en lo pop era ser joven); con sus recursos narrativos sorprendentes que gritaban: SOMOS LIBRES!.
Un amigo conocía Ventura y Nieto de El Jueves y su Groucho no le hacía ni gracia. Le enseñé el Ventura y Nieto de TRINCA y no salía de su asombro.

rubén